de donde deriva la palabra musica

En este blog charlamos sobre muchas cuestiones musicales. No obstante, hay un tema bien interesante que no se acostumbra tratar: el origen de la palabra “música”. Para emprender el tema vamos a ver atrás, a la vieja Grecia, específicamente a un mito muy interesante.

El dios Hermes, mensajero de Zeus, tropezó con el caparazón de una tortuga fallecida. Casualmente logró sonar a los ligamentos. Esto le inspiró a hacer la lira, que más tarde obsequió al dios Apolo.

¿Una obra no siempre satisfactorio es música?

Diríase que la música transmite un estado del espíritu o quiere hacer llegar algún mensaje y por consiguiente transmite experiencias agradables al oído, pero se podría estimar una obra musical no interesante al oído como música ? Si esta obra musical guarda los elementos estructurales propios de la música, entonces sí.

Si bien el diccionario de la Real Academia De españa afirma en una de sus definiciones que la música es un “sonido gusto al oído”, se puede estimar que es toda armonía, ritmo y armonía, combinados en una composición lógica. Tengamos en cuenta que ciertas proyectos no se escribieron para recrear al público sino más bien para interrogarlo, en ocasiones para producir irritación o protestar por los rumbos de la sociedad de la temporada como es la situacion de la 5ª Sinfonía de Ludwig van Beethoven, que pretendía aludir a un tiempo de revoluciones, un planeta agitado y evocar la excelencia del espíritu humano para conjurar esos caminos de la raza humana.

Las nueve musas presentes en las artes son ellas:

  • Calíope: Musa de la elocuencia y de la poesía épica. Sus distintas representaciones artísticas son una corona de lauros, un libro, una tablilla y una trompeta.
  • Clio: Es la musa de la historia. Sus distintas representaciones artísticas son una corona de lauros, un libro o un pergamino, una mesa y un cisne.
  • Erato: Es la musa del arte lírico de la elegía. Sus representaciones artísticas son con una lira, una viola y un cisne.
  • Euterpe: Es la musa de la música. Su representación artística tiende a ser una flauta.
  • Melpómeno: Es la musa de la catástrofe. Se representa con una corona, una espada o una máscara trágica.
  • Polimnia: Es la musa de la oratoria. Se representa con un ademán serio y con un instrumento (comunmente un órgano).
  • Talía: La musa de la comedia. Hace aparición con un instrumento de música (una viola generalmente), una máscara cómica y un pergamino.
  • Terpsícore: La musa de la danza. Se la representa con un instrumento de cuerda: una viola o una lira.
  • Urania: La musa de la astronomía y de la astrología. Está representada frecuentemente con un compás, con una corona de estrellas y con un globo celeste.

Para los viejos helenos la música era inseparable de la danza, el teatro o la poesía

Bill Perry

Hoy día charlamos de música, teatro, danza y poesía como manifestaciones artísticas independientes. No obstante, para los viejos helenos no era de esta forma, puesto que todas y cada una estas artes se presentaban de manera armonizada en distintas ocupaciones culturales. El arte de los sonidos iba comunmente acompañado de un artículo poético y de una danza.

Deja un comentario