de familia musical es el triagulo

Chile es un país con una fuerte tradición folclórica que tiene sus bases en los pueblos originarios, tanto del norte como del sur de nuestro territorio. En sus comienzos las tonadas eran solo instrumentos, pero transcurrido un tiempo estas armonías fueron acompañadas de cuentos que daban a comprender la cosmovisión y las historias de las etnias y los pueblos.

Te recomendamos este paseo por solo varios de los instrumentos propios de nuestro folclore.

Conformado y fabricación

Como ahora entendemos el triángulo es un instrumento triangular, entre los ángulos se deja abierto, con los extremos de la barra no completamente tocados: «Un rincón del triángulo se deja abierta para eludir que el instrumento tenga un tono concreto y para dejarlo producir tonos etéreos y destellos en su lugar». O se suspende de entre los otros ángulos con un pedazo de línea, dejándolo libre para vibrar, o se pega en la mano. La parte con la que se golpea el triángulo en general lleva por nombre masía o bateador metálico, lo que le contribuye un tono mucho más agudo y sonoro.

Si bien actualmente la manera en la que mucho más está el instrumento es en general con apariencia de triángulo equilátero, los primeros instrumentos se formaban de manera frecuente como triángulos isósceles y no equiláteros. Los primeros días los triángulos no tenían una abertura y tenían anillos de tintineo durante la parte de abajo.

Ejemplos de instrumentos de percusión

  1. Tambor. Compuesto de una caja de resonancia cilíndrica, cubierta por una membrana de diferentes materiales que cubre la apertura, emite los sonidos siendo golpeado con la mano o con 2 tubos de madera llamados baquetas. Su origen se remonta a tiempos viejos y fué muy empleado en marchas militares y celebraciones.
  2. Timbal. Similar al tambor, pero particular para producir sonidos graves, el tambor se compone comúnmente de un caldero de cobre cubierto por una membrana, la que pide sus baquetas (baquetas de tambor) para ser golpeada.
  3. Xilófono. Percutido con 2 o 4 manijas y comúnmente de pequeño tamaño, el xilófono o xilofón está construido por una sucesión de láminas de madera de distintas tamaños, fijas a un soporte. Siendo golpeadas, las maderas reproducen las diferentes notas musicales de la escalera.
  4. Campana. Con forma de copa invertida y hecho de metal, como las campanas de las iglesias u otros campos urbanos, este instrumento vibra siendo golpeada, por norma general por el badajo que suspendido en la copa.
  5. Crótalos. Este instrumento, semejante a los platillo, se constituye de 2 piezas metálicas pequeñas que se adhieren con una correa en los dedos índice y pulgar, en forma de castañuelas, y se entrechocan al ritmo esperado, de forma frecuente como una parte de un baile.
  6. Celesta. Similar a un pequeño piano vertical, trabaja con el encontronazo de una secuencia de martillos, conectados a sus teclas, cuyos golpes dan contra láminas metálicas preparadas sobre resonadores de madera. De la misma el piano, tiene un pedal para modular los sonidos. Asimismo puede considerarse un instrumento de teclado.
  7. La caja peruana o cajón. De origen andino y muy habitual hoy día, pertence a los pocos instrumentos de percusión en los que el músico se posiciona. El sonido se consigue del roce o percutir de las paredes de madera del cajón con las manos.
  8. El triángulo. De sonido agudo y también indefinido, hablamos de un triángulo de metal que se golpea con una barra del mismo material y se deja vibrar, logrando una enorme sonoridad aun sobre las orquestas.
  9. Taiko. Se conoce de esta manera los diferentes géneros de tambores nipones, tocados con unas baquetas de madera llamadas bachi. Particularmente, el nombre menciona a un enorme y pesado tambor de base, inmóvil gracias a sus des, que es golpeado con un mazo de madera.
  10. Castañuelas. Inventadas por los fenicios hace cientos de años, las castañuelas son comúnmente de madera y se chocan entre los dedos al ritmo del baile. Son muy usuales en la civilización andaluza, en España. Acostumbra haber una aguda (mano derecha) y una aguda (mano izquierda).
  1. Maracas. Las maracas se idearon en tiempos precolombinos en América, y consisten en una sección esférica rellena con partículas percutoras, que tienen la posibilidad de ser semillas o pequeñas piedras. Las tribus indígenas todavía lo usan, pero a solas, al paso que en la música caribeña y el folclore colombo-venezolano se usan 2.
  2. Bomb. De timbre muy grave y también impreciso, acostumbra encargarse la labor de marcar el pulso de la comparsa o la orquesta. Se calcula que su origen otomano las haya introducido en Europa en el siglo XVIII y desde ese momento evolucionara a eso que es el día de hoy.
  3. Batería. Hablamos de un grupo de instrumentos, mucho más que uno solo, en tanto que reúne bombos, redoblantes, platillo y tomo tomos en solo una instalación, muy habitual en las agrupaciones musicales contemporáneas. Se tocan con 2 baquetas de madera y ciertos instrumentos de pedal.
  4. Gong. Originario de China, es un enorme disco metálico, comúnmente de bronce, de bordes curvos hacia adentro y que se golpea con un mazo. Comunmente se le suspende verticalmente y se le deja vibrar, con frecuencia con funcionalidades rituales o celebratorias, en las etnias orientales.
  5. Pandereta. Hablamos de un marco recio de madera u otro material, redondo y cubierto por una membrana delgada y rápida, en el que se introducen pequeñas sonajeros o chapas de metal en forma de cascabeles laterales. Su sonido es, precisamente, la combinación del golpe en la membrana y la vibración de los cascabeles.
  6. Bongó. Hablamos de 2 cuerpos retumbantes de madera, uno mucho más chaval que el otro, cubierto cada uno de ellos con una membrana de cuero sin pelo, tensada por medio de argollas metálicas. Se percute con las manos desvistes, apoyado en las rodillas y sentado.
  7. Cabasa. Afín a la maraca, a menos que es un cuerpo vacío y cerrado, con sonajeros metálicos adentro, que al golpearse contra la mano o desplazarse en el aire generan el sonido.
  8. Matraca. Se constituye de una parte de madera o metal en el centro y múltiples martillets móviles inteligentes, que al girar cerca del eje generan un sonido característico, llamado matraqueo. Se le asocia a fiestas y celebraciones generalmente.
  9. Atabaque. Similar al tambor, se utiliza exuberantemente en las etnias africanas o afrodescendientes, como el ritmo del candombe. Se fabrican con apariencia de barril y se tocan con la punta de los dedos, la muñeca y el borde de la mano.
  10. Marimba. Se constituye de barras de madera percutidas con un martillo para reproducir las notas musicales. En la parte de abajo, estas barras tienen resonadores, que le dan un sonido mucho más grave que el del xilófono.

Instrumentos Musicales en la Orquesta

Ahora exponemos un viable ejemplo de los varios probables de las disposiciones de los instrumentos en una orquesta tradicional ahora continuación un concierto de la Tercera Sinfonía Mahler cargo de la Orquesta Philharmonia de Londres.

Mira esto asimismo, friki:

Vibrafonofobia Los instrumentos del siglo XXI Kitsch en el poder

Deja un comentario