de que habla decreto de especialidades de musica 2013

La situación del profesorado en los Centros Superiores de Enseñanzas Artísticas en España es, indudablemente, preocupante. Los 25 años de bloqueo de las oposiciones al Cuerpo de Catedráticos por la parte del gobierno central, sin sugerir nada a cambio, son solo una exhibe de la desidia con la que se intentó la cuestión. En este tiempo solo podemos encontrar la regulación de las especialidades enseñantes del Cuerpo de Catedráticos – en un Real Decreto con enormes deficiencias, el 427/2013 – y la difusión hace solamente un par de meses de los bocetos de los Temarios del Cuerpo de Catedráticos, unos temarios redactados apuradamente y lejos de la verdad de las enseñanzas superiores a nivel europeo.

En España nos encontramos en centros que dan títulos equivalentes a todos y cada uno de los efectos a los universitarios, pero que prosiguen organizados con las normativas de la Enseñanza Secundaria, con todos y cada uno de los lastres que ello piensa. Contemplar, por poner un ejemplo, una necesidad concreta de profesorado piensa un paseo que puede consumir un curso académico, pasando por convocatorias de comisiones de servicio, interinos, bolsas de trabajo e inclusive listas del paro.

grupo musical

Y también invitar a un instructor oa un experto se transforma en una misión irrealizable, que en ocasiones llevó a buscar fórmulas que bordean la ley, en el momento en que no la violan de manera flagrante gracias a las gigantes lagunas sin contemplar.

Propiedades de la música

Otro aspecto que se ha estudiado en lo que se refiere al empleo de la música en campos académicos fué la manera en que algunos géneros de música benefician la concentración y predisponen ninguna a la alegría y la tolerancia, el trabajo cooperativo y la organización. También, se demostró que algunos patrones rítmicos impulsan el avance de ciertas funcionalidades cerebrales y cognitivas requeridas en algunas etapas, tal como las operaciones lógico-matemáticas y el avance del lenguaje y la interacción (Viviendas, 2001).

Un aspecto esencial en el instante de estimar la utilización de la música en alumnos con pretensiones destacables es el relativo a la comunicación, puesto que al integrar música, con armonías o ritmos ciertos, se crea un ámbito que puede invitar al niño a interaccionar con su ambiente y con el resto, con mayor apertura y menor contrariedad. Esto incluye la capacidad de admitir y asociar señales y códigos propios de la socialización que influyen de manera directa en la aptitud para estar comunicado apropiadamente según el contexto (Martí, 2014).

Deja un comentario